Retratos del alma

Retratos del alma que son mi vida o al menos las sobras de ella... Recuerdos que matan, recuerdos que llenan a un alma que dejaste cautiva y que inmovil en retratos te espera.

Poemas de soledad: Desde que te fuiste

Posted By on mayo 15, 2012

Desde que te fuiste
las noches no amanecen
y los días no oscurecen,
el tiempo parece haber detenido sus pasos,
las agujas del reloj giran al contrario
y vuelvo a estar sola, como antes de conocerte.

El sol juega a esconderse
y la luna a no ocultarse,
tú juegas a no volver
y yo juego a no esperarte,
los egos juegan a derrotarse
y vuelves a estar solo, como antes de encontrarme.

Hoy mi presente se parece a tu pasado
pero el futuro no coincide,
no hay un nosotros visible,
no hay un encuentro cercano…

Otra vez estamos solos, como antes de cruzarnos
y en medio de la soledad una duda persiste:
¿Algún día volveremos a necesitarnos?
¿O seguiremos jugando?
Yo a no recordarte…
y tú a olvidarme para siempre.

Safe Creative #1204221518309

Poemas de desamor: Primicias de estar sin ti

Posted By on mayo 15, 2012

 

 

Estoy acostumbrándome a no verte,
a no escucharte,
a no hablarte,
a sentir solo la frialdad de tu recuerdo,
tan fría como era tu presencia misma, alejada y quieta…
casi insoportable,
como si nada te importara,
como si sólo tu existieras,
como si yo fuera menos que una sombra en una casa abandonada,
menos que tú,
menos que tu recuerdo…

Estoy acostumbrándome a llorar sin motivos,
a no autocompadecerme ,
a otro tipo de soledad
distinta a la que vivía estando a tu lado.
A estar en silencio, llena de paz,
no como antes… tragándome las palabras que no atrevía a decirte
acosada por tu mirada
capaz de matar cualquier esbozo de sonrisa en mi rostro
y de hacerme sacrificar el amor propio por un amor que decías darme y nunca recibí;
un amor que se quedó enredado en la conformidad, en la estabilidad,
en la seguridad de tenerlo todo sin ser dueña de nada,
ni de mi voluntad.

Estoy acostumbrándome a la realidad,
tumbando muros,
abriendo puertas,
traspasando líneas imaginarias
que tu egoísmo y mi papel de mujer sumisa habían trazado,
dando pasos fuera de ese espacio, de esas ideas,
de ese capricho de ser tu señora, la mujer ideal.
Aprendiendo que querer ser perfecto es el peor defecto,
que equivocarse no es perder,
que perder no es rendirse
y que de vez en cuando es necesario rendirse y abandonar un proyecto
para enderezar el camino y cambiar de rumbo, de metas, de ilusiones.

Estoy acostumbrándome a verme al espejo
y distinguir que la mujer que querías que fuera es muy distinta a la que soy,
que tengo ideas propias,
que tengo derecho a decidir sobre mi vida
aunque hayas mermado mi confianza,
aunque yo lo haya permitido,
porque no soy una víctima,
el no haber hecho nada me hace tan culpable como tú.
Buscaba la felicidad a ojos cerrados
porque ni siquiera la conocía;
creía encontrarla en una casa llena
de grandes cuadros, muebles nuevos, pisos lujosos,
una colección de libros y un perro,
una casa que no valía nada, porque nunca fue un hogar.
Creía que la felicidad se encontraba en ti,
por eso te seguía sin cuestionar nada.

Estoy acostumbrándome a mí,
a veces pienso que es más difícil
de lo que fue acostumbrarme a ti,
a veces no sé quien soy,
no sé que quiero,
no sé que me gusta,
no sé siquiera qué ropa usar,
porque todo lo hacía pensando en ti, en complacerte,
lo único que sé
es que este miedo e incertidumbre
al construir mi propio destino me hace sentir viva
y sé que lo que logre de ahora en adelante
será resultado de mi esfuerzo y mis capacidades.

Estoy acostumbrándome a ser yo
y haciéndolo descubro
que nunca te necesité para ser feliz.

Safe Creative #1205161654058

Poemas de soledad: Mientras no estabas

Posted By on mayo 15, 2012

Mientras no estabas confundí tu mirada
con un nubarrón de alas blancas…
que cruzaba mi espacio y me daba la paz
que en tus ojos negros yo encontraba…

Cuando no estabas confundí tu sonrisa
con el baile de las olas agitadas por la fuerte brisa…
como agitabas tu mi alma con tu alegría,
como anestesiabas tu mi dolor cuando reías…

Un día mientras no estabas, confundí mi vida
con una eterna y amarga pesadilla…
donde los sueños e ilusiones derrumbadas
desdibujaban en mi cara la huella de aquella sonrisa…

de aquella sonrisa que un día cuando tú no estabas…
se vio en otros ojos, en otra mirada
y confundió el calor de una mano con las caricias de tus  palabras.
…y entonces creí que podría olvidarte… solo porque ya no estabas…

En aquél tiempo… mientras no estabas
mi soledad y tu ausencia fueron almas gemelas…
y para mi desdicha, mis  mas fieles compañeras.

Y Un día que desperté y tampoco estabas,
descubrí que no era ni la sombra de lo que era
que sin ti mi vida era el mejor acto de una tragicomedia,
y que yo era una marioneta en el teatro de la tristeza.


Poemas de despedida: Yo seguiré.

Posted By on mayo 15, 2012

 

 

Aquí estoy,
soy lo que ves
vivo,
aunque te dije que moría sin tu amor,
una mentira blanca, porque hasta yo la creí.
sueño,
aunque me costó despertar;
tu adiós se repetía cada noche en mis pesadillas
y yo conscientemente trataba de cambiar el final.
Camino,
aunque sufrí en el intento de levantarme
de la cama de miserias en la que quería terminar mis días,
qué inútil me sentí, que tonta fui,
me río de mi misma.
Siento,
a pesar que aniquilaste mi instinto del dolor,
acabaste con mi miedo al sufrimiento,
sin saber que eso me fortalecería algún día.
Mírame,
Se borraron las marcas de tus golpes en mi cuerpo
y también las marcas de tu menosprecio en mi alma,
Soy lo que ves,
ya no soy la misma que abandonaste
te cansaste de esperar a que yo te rogara porque volvieras.
Por eso,
estoy nuevamente frente a ti,
no para suplicarte que regreses, ni para vengarme,
tu partida no me mató, me salvaste al alejarte,
Aquí estoy,
soy lo que ves,
y quise buscarte para que sepas,
que hay vida después de ti,
quédate con el mundo que nunca quisiste compartirme
y al que gracias a Dios, nunca pertenecí.
yo seguiré…

 

 

Poemas de desamor: Reto al destino

Posted By on mayo 15, 2012

 

 

Quiero verte de nuevo,
tal vez con tu nombre escrito en el libro de mis errores,
en los álbumes que se comen las polillas,
en las cartas que quedaron entre las páginas de un libro viejo,
o vagando perdido entre mis sueños sin saber como salir.

 

Quiero verte de nuevo,
robándole la cara a la luna para engañarme una vez más
fingiendo lo que no eres,
dándome lo que no puedes,
anhelando lo imposible, lo inalcanzable.

 

Quiero verte de nuevo,
apareciendo intempestivo como aguacero en verano,
tan extraño como un arcoiris lunar,
cálido y frío… irremediable, porque así eres.

 

Quiero verte de nuevo,
no sé por qué, ni para qué,
te creí muerto, apuñalado por las agujas del reloj que tejen mi pasado,
pensé haberte hundido en los mares de las lágrimas que por ti lloré,
y así haber perdido de vista el cadáver de tu recuerdo, pero…

 

Quiero verte de nuevo.
me avergüenza mi espíritu masoquista,
flagelante, débil y absurdo,
sabiendo que si vuelvo a verte,
agregaré sal a esta herida que quiero curar…

 

Más quiero verte de nuevo,
al menos por una última vez,
quiero recordar el rostro del que por mucho tiempo
me hizo llorar amargamente, sufrir y padecer,

 

lo que es el menosprecio, el desamor, y el despecho
lo que es desear morir y volver a nacer
para acusar y no dejar sin paga el mal que has hecho
de quien solo quiso amarte… hoy, no entiendo por qué,

 

Quiero verte de nuevo
No sé por qué ni para qué,
Si es que aún te amo fingiendo que no lo hago,
O si no te amo y se me olvidó que ya te olvidé. 
 
  

Safe Creative #1205031574769

Poemas de desamor: Después del amor

Posted By on mayo 14, 2012

 

 

 

¿Qué hay después del amor? 
¿Qué se oculta detrás de tu ausencia?
¿Perseguiré acaso tus pasos en la arena?
¿O esperaré aquí resignada hasta que quieras volver?

¿Qué hay después de tu adiós? 
¿Quien me asegura que te volvere a ver?
Los sueños me recuerdan tu amor,
mientras finjimos dejar huellas en las piedras
mientras atesoramos el amor en un saco roto.

¿Quien me dictará al oído un te amo si no eres tu?
¿Como le digo a este corazón destrozado que no estas aquí?
Aun viviendo tu ausencia en carne propia he de ser necio
porque tu adiós no convence a mi corazón.

Alegrías y tristezas, 
risas y llanto, 
esperanza y soledad…
eso dejastes amor después de pasar por aquí.

Me da miedo abrir nuevamente tus puertas 
y saber que después de tu ausencia 
encontraré a todos los malos sentimientos 
en las bancas de suplentes,
esperando entrar en juego para vencerme.

Te he perseguido muchas veces amor, 
engañándome a mi misma creyendo que eres el verdadero, 
pero te me esfumas como letras dibujadas en la arena 
que se lleva el mar a lo más profundo de su ser.

He estado muchas veces sentada 
tomando café con mi amiga la Soledad, 
platicando de ti, preguntándonos si regresaras algún día, 
si vale la pena esperarte o resignarme a seguir mi camino sin ti, 
y la esperanza llena de vida 
nos acompaña a veces y nos dice que sí, que Regresaras.

Después de tu último adiós Amor, 
solo me quedaron miedos, dudas y pesadillas, 
insomnio y desolación 
y un debate constante 
entre mi Soledad y mi Esperanza.

…Después del amor, después de tu adiós 
queda una pregunta agonizante
y una respuesta que ni tu mismo sabrías darme…
pero que yo seguiré esperando.

Autores: Alba Zamora, Angélica Galván, Jacobo Reyes, Miguel Figueroa.

 

 

Poemas para Mamá | Especial Día de las Madres

Posted By on mayo 10, 2012

Poemas para Mamá – Un especial escrito con amor

En este día, Henry Ricardo Reyes Castillo y yo, Angélica María Galván Arévalo,  queremos felicitar a todas las madres y agradecer, con este pequeño homenaje, su dedicación, lucha, esfuerzo y amor.  Con ustedes contamos siempre y muchas veces nos quedamos cortos al demostrarles el amor que les tenemos.  Ustedes lo han dado todo por nosotros.

En este especial encontraras pensamientos que hemos querido incluir, para reflexionar sobre nuestras madres.  Hemos agregado 9 poemas inéditos escritos por nosotros y un acróstico dedicado a la abuelita.

Poemas para Mamá – Poemas para dedicar

Cada poema incluido en este especial va con dedicatoria especial:  Para decirle a mamá lo que significa para nosotros (Mi todo).  Un poema de un esposo a su esposa recodando los bellos momentos (Mirando el ayer).  Un poema de hijo que se ha ido (Te he visto llorar). Un poema para una madre que se ha ido (Me faltó).  Un poema para esas segundas madres, que no han dado a luz pero si han criado (Te llamo mamá).  Un poema dedicado a las abuelitas que les ha tocado cumplir por alguna razón la función de mamá con sus nietos (Dos veces mamá).  Un poema para una madre que está lejos (En la ausencia). Un poema de un esposo para su esposa que será madre por primera vez (Serás mamá). Y un poema dedicado para las madres solteras o que han quedado solas por alguna razón (Solitaria).

Esperamos de todo corazón que les guste.  Si es así, no duden en compartirlo por las redes sociales.  Pueden colocarlo en su muro de facebook, compartirlo en twitter, correr la voz para que más personas puedan leerlo.  Es la forma en la que pedimos su apoyo. También pueden suscribirse al blog, dentro del especial podrán encontrar también enlaces a nuestros otros blogs y a nuestras páginas en facebook, nuestros usuarios de twitter, y también pueden escuchar poemas en la cuenta de blaving.  Así que, si nos desean ayudar, ya saben como.  Muchas gracias por leernos.

También puedes DESCARGAR el especial en formato PDF

haciendo CLICK AQUÍ

Homenaje a las madres: “Semillas de vida sobre la tierra”

Posted By on mayo 7, 2012

Apreciados lectores y amigos(as):

¿Cuántas páginas llenaríamos para describir a nuestras Madres?
Estoy seguro que muchas.

¿Cuántas palabras de esas páginas que llenaríamos le hemos dicho a nuestra Mamá?

Muchas veces nos guardamos las palabras para decirlas en el “momento apropiado” o esperamos un mañana para hacerlo,
sin pensar que a ese mañana se le olvide venir.

Estos poemas los escribimos como homenaje
y agradecimiento a esas Madres buenas
(en las que incluimos a nuestras mamitas por supuesto),
abnegadas, luchadoras, que muchas de ellas a pesar de contar con muchos años y estar cansadas toman fuerzapara no parecer cansadas, que han soportado golpes de la vida
y sin embargo siguen de pie.

Para todas esas madrecitas es éste pequeño homenaje.

Deseamos con todo el corazón que estos sencillos versos te motiven a expresarle a ese ser maravilloso que tienes por madre lo feliz que te sientes de ser llamado su hijo(a).

Dedíca este poemario y compártelo con todas aquellas personas que se sienten igual de orgullosas que tu.

Mil agradecimientos!

Los autores,

Angélica María Galván Arévalo
Henry Ricardo Reyes Castillo


Descárgalo, dedícalo y compártelo,

da clic en el título de abajo y empieza ya:


Poemario: A ti mamá

Tengo un angel

Posted By on mayo 7, 2012

Tengo un ángel que custodia mis pasos,
de agradable figura y voz serena,
sus labios rojos parecen bordados
y sus blancos rizos parece que el sol los tejiera.

Es mi ángel de corazón tierno y generoso,
fértil como los campos de mi tierra,
puro como los altos nevados,
experto en aconsejar y aliviar las tristezas.

Tengo un ángel que siempre me cuida,
al que amo con toda mi alma,
al que llamo madre y que me llama hija,
a la que agradezco por su amor y sus dádivas
porque cambió sus alas por una semilla de vida.
Que Dios te siga bendiciendo mi madrecita adorada.

Hasta Pronto amada madre

Posted By on mayo 7, 2012

Casi puedo ver tus pasos en el aire,
casi puedo oír en el cielo tus risas,
casi puedo oler tu perfume como antes,
casi puedo sujetar tus manos tibias.

Es así que no quiero olvidarte,
es así que te recuerdo cada día,
es así que quiero encontrarte,
es así que no admito tu partida.

¡Cuánta falta me haces querida madre!
¡Cuánta necesidad quedó vacía!
¡Cuántas palabras que no pude pronunciarte!
¡Cuántos momentos que no se repetirán sin tu compañía!

Y mis brazos aún quieren abrazarte,
y mis besos quieren posarse en tus mejillas,
y mis manos aún quieren acariciarte,
y mi voz te llama para que vuelvas enseguida.

¿Quién me abrigará antes de acostarme?
¿A quién daré mis besos de buenos días?
¿Quién se quedará despierta esperándome?
¿A quién le daré una flor en esta fecha tan bonita?

Yo no soy capaz de decirte adiós,
yo no puedo acostumbrarme a tu ausencia,
yo no quiero convencerme de que no volverás,
yo no dejo de quererte aunque no te vea.

Creo que sigues aquí recorriendo la casa,
creo que habrá un reencuentro,
creo que por eso no nos despedimos por última vez,
creo que algún día madre mía volveremos a vernos.

Casi puedo ver tus pasos en el cielo,
casi puedo oír tus risas en el aire,
casi puedo oler tu tibio perfume,
casi puedo sujetar tus manos como antes.

Es así que te recuerdo cada día,
es así que no quiero olvidarte,
es así que no admito tu partida,
es así que te digo hasta pronto amada madre.